Botiquín salvavidas para tu barco

botiquín salvavidas

¿Qué debemos llevar imprescindiblemente a bordo de un barco?

No buscamos convertir el barco en un taller flotante pero es necesario contar con una serie de productos que puedan sacarnos de un apuro en caso de quedarnos parados en medio del mar. A falta de talleres y áreas de descanso una vez a bordo, es importante saber qué resultará fundamental para nuestra aventura marítima.

A continuación presentamos los diez objetos imprescindibles para tu barco:

  • Medias de Nylon: Sí, medias, has leído bien. Pero no estamos hablando sobre cómo vestirnos para la fiesta, sino en cómo colar la suciedad del carburante o cómo conseguir un filtro de emergencia. Por ejemplo, si se rompe la correa del alternador, se podrán colocar las medias alrededor de la polea y, al estirar bien, estas se amarrarán con un nudo. De igual forma, podrán funcionar como cabo de emergencia. Incluso para los pescadores, las medias pueden convertirse en un salvavidas si se les rompe la bolsa de carnada, sobre la que simplemente tendrán que colocar las medias, hacer unos huecos y colgarlas de la borda.

 

  • Cinta americana o cinta aislante: Se trata de uno de los inventos más útiles de los últimos tiempos en lo que a la hora de navegar respecta. Esta cinta puede sacarnos de un apuro por pequeño que parezca. Servirá para adherir o fijar cualquier producto.

 

  • Vinagre blanco: Además de complementar nuestras ensaladas, el vinagre podrá resultar muy socorrido dentro del barco. A nivel técnico, el vinagre puede servirnos de desatascador en caso de que se produzca alguna obstrucción. De igual forma, teniendo en cuenta las duras condiciones climáticas que soportan los barcos, el vinagre puede resultar un gran aliado porque previene la congelación del parabrisas. De igual forma, el vinagre puede ahorrarnos bastante sufrimiento ya que mitiga el picor de picaduras de mosquito o de medusa. De igual forma, no olvidemos las saludables propiedades que tiene este líquido en lo relativo al cuidado de nuestra piel o de nuestro cabello.
¿Qué debemos llevar imprescindiblemente a bordo de un barco? Descubre los 10 objetos que no debes olvidar antes de zarpar! Clic para tuitear

 

  • Masilla y pegamento epoxi: Los multiusos por excelencia. Estos productos pueden usarse para reparar temporalmente casi todo, desde un encaje Bimini estropeado hasta el soporte de un transductor o interruptor roto. Además, estas resinas de epoxi se adhieren a casi cualquier material, incluso a la fibra de vidrio revestida de gelcoat. Estos sticks se pueden moldear y su secado toma apenas unos minutos. Incluso si elegimos el tipo adecuado podrían ser usados bajo la línea de flotación.

 

  • Patatas: En caso de que aparezca el hambre, nunca está de más llevar patatas a bordo, pero las utilidades de este tubérculo llegan mucho más allá. Serán el tapón de emergencia que se adaptará al tamaño de cualquier tipo de agujero. Si una manguera se suelta y el racor queda abierto, se podrá empujar una patata hasta taparlo, darle medio giro y cortar el flujo del agua. Por tanto, las patatas cortadas se convierten en tapones a medida para pasacascos, tuberías o válvulas.

 

  • Bolsas de basura extra grandes: El ahorro de espacio dentro de las embarcaciones resulta crucial por lo que las bolsas de basura pueden servir para almacenar cualquier tipo de cosa. Además, se pueden convertir en unos bonitos chubasqueros solo con cortar agujeros para los brazos y la cabeza. De igual forma, las bolsas de plástico sirven para taponar una fuga, pueden convertirse en un parche para alguna tela rota, así como recoger y guardar de la lluvia, e incluso, en el peor de los casos, se pueden utilizar como bolsas para almacenar basura.

 

  • Una botella de plástico: Rodeados de mar, es normal que nos entre la sed. Una botella de agua puede servirnos de hidratación pero sus utilidades pueden ir mucho más allá. Se puede cortar por la base y convertirse en un instrumento de achique, mientras que de la parte superior se puede obtener un embudo. De igual forma, se puede cortar un pedazo para cubrir roturas o agujeros en una manguera.

 

  • Velas de cera: Además de ambientar el camarote, las velas permitirán la lubrificación. Cualquier cosa atascada se puede aflojar frotando sobre ella una vela de cera por la parte que se resista.

 

  • Fondeo de respeto: Aunque parezca obvio, este contenido es fundamental en nuestro barco. Debe componerse de un ancla, unos grilletes y una cadena. En concreto, los cabos permiten bajar cosas o amarrar algo que se haya roto. De hecho, un simple cabo de tamaño idóneo y elástico, puede servir de amarra de recambio al hacer los nudos correctos. Dentro de este material de respeto se puede incluir algún cabo suficientemente grueso y largo para poder ser remolcado, o dar remolque a otro barco. Por tanto, ante la posibilidad de que falle la unión de la línea de fondeo (cadena o cabo) con el ancla, habrá que tener en cuenta que se podrá perder el ancla, además del grillete. Igualmente en caso de que se rompa la cadena o el cabo, o se quede enrocada y haya que abandonarla, resultará casi obligatorio llevar un segundo fondeo de respeto.

 

  • Caja de herramientas. Sí, sabemos que resulta lógico, pero es importante recordarlo porque te sorprenderías de la cantidad de patrones que salen a navegar sin ella. Las herramientas mínimas indispensables que se deberán incluir serán: llave inglesa, destornilladores, alicate y navaja. Además, resultará importante un probador de circuitos, fusibles de repuesto y cinta aislante para los problemas eléctricos.

 

 

Botiquín salvavidas para tu barco
5 (100%) 2 votes

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here